Estamos encantadísimos de colaborar con Eugeni Alemany y su nuevo espectáculo A ningú que li passe. Y es que, si algo nos gusta en El Manisero, es el humor, el buen humor. Estar feliz es lo mejor que nos puede pasar ¿verdad?

El Teatro Olympia nos hace una reseña perfecta de la que nos queremos hacer eco y trasladarte.

En A ningú que li passe el humorista valenciano Eugeni Alemany y su amiga Zuleima Gonzáles comparten, por fin, escenario.

Eugenio tenía una deuda pendiente con su público. Después de haber analizado humorísticamente las madres valencianas debía realizar la venganza. Por eso ha llegado el momento de hablar de ellos. Llegó el momento de clavar caña a los hombres valencianos.

A Zuleima también le interesan los hombres valencianos, pero no para hablar de ellos, precisamente… ¡Ay, madre, a nadie que le pase!

A ningú que li passe es el nuevo espectáculo de humor de Eugeni Alemany. El polifacético showman valenciano quiere dar la vuelta de nuevo al género del stand up comedy. Porque A nadie que le pase es mucho más que un monólogo cómico: es una comedia teatral, una puerta abierta a la improvisación, una propuesta de juego con el público y, sobre todo, una invitación a adentrarse en el ‘Universo Alemán’ . El carácter y costumbres de los valencianos, los hijos, la vida en pareja y todo ese abanico de situaciones de la vida cotidiana que Eugeni muestra en las redes sociales y que han acabado generando una estrecha relación de complicidad entre él y su público.

Pero en A ningú que li passe el humorista de Sueca estará solo. ¡Atención porque, por primera vez en los teatros, hará aparición estelar Zuleima Gonzáles! Por fin el celebrado personaje de la reportera venezolana creado por Eugeni Alemany -y que tanto éxito ha tenido entre sus seguidoras- interactuará en vivo y en directo con el público. Ahora sí que puede ocurrir cualquier cosa.

De esta forma, A ningú que li passe concentra todos los elementos que han hecho de Eugeni Alemany un caso insólito de éxito y público dentro de la escena teatral en valenciano: una presencia escénica polifacética, una ironía seductora y una gran complicidad con el público. Siempre dispuesto a salirse del guión, jugar con los espectadores y transformarse para sorprender. Y ahora, además, por partida doble.

Eugenio tenía una deuda pendiente con su público. Después de haber analizado humorísticamente a las madres valencianas, debía hacer la venganza. Por eso, ha llegado el momento de hablar de ellos. Llegó el momento de clavar caña a los hombres valencianos.

A Zuleima también le interesan los hombres valencianos, pero no para hablar de ellos precisamente… ¡Ay, madre, a nadie que le pase!